martes, 28 de abril de 2015

EL NORTE , SANTA FE Y LA CABA. ALGUNAS REFLEXIONES...


Me molesta el tuteo de BsAs. El abuso del vos y el diminutivo. Mauri,
Gabi. El amarillo, que es lo rubio. Como Mirtha, que es rubia por
fuera y por dentro. Leo "vos" en toda la ciudad. El chetaje que suele
tener un acervo de no más de 100 palabras mal pronunciadas lo
contamina todo. 15 u$s una chomba en Miami y solo talles para flacos,
justamente en el país de los "come avena" gigantes.

"No sabíamos si ir a Argentina o Miami". Frase que escuché en
Antofagasta de la Sierra en boca de una porteña que debo reconocer
hizo las delicias de la tertulia mientras su pareja nos contaba que se
había llevado unos tacos gigantes. Tacos y montaña no se llevan bien,
todo el mundo lo sabe, menos, claro, alguien de Buenos Aires que se
fue de vacaciones a Argentina.

Si el mundo es una nuez esta gente habita en un electrón. Es decir una
partícula subatómica con una carga eléctrica elemental negativa. El
cheto choca en las provincias del norte porque como paga sus
impuestos, o por lo menos alguno de ellos, tiene el derecho de
llevarse como souvenir la huella de un dinosaurio de 200 millones de
años que afloró en un movimiento tectónico de placas.

Sí Joaquín V. González y el Coronel Pablo Ricchieri se quedaron en
1902 con huesos de Manuel Belgrano como souvenir cómo no llevarse a
casa una huella de 200 millones de años. O de 2000 años, es lo mismo,
son tecnicismos sí al fin y al cabo, para una Miami girl como Su un
dinosaurio podría estar perfectamente "vivo" en algún lugar del África
como Chubut.

¿Si esto no es cultura la cultura dónde está? En Santa Fe. Provincia
socialista de raya larga que intenta disputarle el lugar de primer
consumidor de koleston amarillo a Buenos Aires y que por ser
superadora fue más allá con el tuteo llevándolo al paroxismo del
pellizco de nalgas femeninas. Sí en Buenos Aires en todo estas "vos"
en Santa Fe en todo está tu culo.

Quebrada de las Conchas, Salta. Tinelli filma la presentación de su
programa, de culos, parodiando la escena donde Forest Gump corre por
su país. Para esto cortan la ruta, yo le saco una foto, la televisión
tiene derecho a todo. Hasta poner a su servicio a la policía de una
provincia para cortar una ruta. "Siempre se nubla cuando vienen al
filmar estas cosas" me dice Martha, la salteña encargada del hotel,
"será la pachamama". Puse un cigarrillo y unas hojas de coca en un altar
de la Pacha, la Pacha no solo le nublaba la filmación sino que lo
mandó a Tinelli a otro hotel. Dicho esto no hace falta que me tutee,me puede tratar de usted.

No hay comentarios:

Publicar un comentario